Montaje y puesta a punto

27 de junio de 2012 por McGarrich

 3 comentarios

Estamos en época de montaje y preparación de distintas estructuras que rodean a la fiesta de San Fermín.

Por ejemplo, el vallado del popular encierro está prácticamente montado, lo mismo que el vallado que une los corrales del gas y los corrales de Santo Domingo para celebrarse todas las vísperas el encierrillo.

La comparsa de gigantes y cabezudos, ultima la puesta a punto de sus protagonistas, reforzando su estructura, vistiéndolos de gala, como se merecen, aunque me consta que esta labor se suele prolongar hasta la misma víspera del comienzo de las fiestas.

Pronto comenzará a instalarse todo el sistema de sonido que rodea el momento inicial de las fiestas, el chupinazo, y veremos a diferentes técnicos haciendo pruebas para que todo esté a punto. Esperemos que este año todo salga bien.

También en breve comenzará el montaje de los numerosos escenarios que albergarán los conciertos de los que se puede disfrutar en las diferentes zonas de la ciudad, Plaza de los Fueros, Plaza del Castillo, Plaza de la Cruz, Plaza de los Burgos, Antoniutti, etc. No voy a entrar a valorar la calidad de los grupos, creo que hay de todo, grupos emergentes, grupos consolidados y grupos en fase de decadencia.

Lo que sorprende este año, es que se instale en Pamplona la noria desmontable más grande de Europa. La atracción, de 70 metros de altura, dobla casi en altura las norias habituales que se instalaban otros años, así que los que tenéis problemas de vértigo, ya sabéis…

Os dejo con una foto para el recuerdo, cuando las atracciones se instalaban en Yanguas y Miranda, y podía disfrutarse de la noria mientras contemplabas los fuegos artificiales.

Ya Falta Menos.

 


,

 3 comentarios




 

Más datos del Certamen

26 de junio de 2012 por joseba

 3 comentarios

Como ya comentamos en alguna de las entradas anteriores, del total de los 471 textos participantes, se hace una primera selección de 100 textos y de ahí una segunda en la cual se reduce esa cantidad a 20 relatos para la valoración final.
En el caso de ésta IV edición del Certamen, ese número se amplió a 23 en vez de los 20 de costumbre, debido al empate entre varios de ellos.

Los primeros 10 relatos que conformaron el cuadro de honor, ya se hicieron públicos el mismo día de la Ceremonia (el pasado 15 de junio), no obstante también queríamos dar a conocer los nombres de los autores de los restantes 13 textos que, tras muchas dudas, se quedaron a las puertas.
Aclarar en este punto que el orden en el que aparecen es únicamente alfabético, atendiendo a los apellidos de los autores.

‘‘El regreso de Hemingway’’ por Verónica Aranda Casado, de Madrid
‘‘Sentimendua’’ por José Luis Asensio Igoa, de Pamplona
‘‘Cambios’’ por Amaya Carro Alzueta, de Pamplona
‘‘Cuando sea un gigante’’ por Roberto Cormenzana López, de Pamplona
‘‘A Guiri San Fermin’’ por Conor Donnelly de Ballycastle (Irlanda del Norte)
‘‘La cara de Caravinagre’’ por Nerea Enériz Sánchez, de Pamplona
‘‘El capotico de San Fermín’’ por Sergio Fuente Sopeña, de Sarriguren
‘‘Honolulu’’ por Aitor González Ostolaza, de Deba
‘‘La riqueza universal’’ por Amaia Goñi Vega, de Pamplona
‘‘Demasiado Kalimotxo’’ por Miguel Angel Herrero Jiménez, de Barañáin
‘‘Día a día’’ por Jokin Lorca Díaz, de Pamplona
‘‘…tenía que ser’’ por Ana Isabel Oiza Beriáin, de Zaragoza
‘‘Donde la Goñi’’ por Jose Ramón Tuset de Córdoba, de Valencia

De estos 13 relatos, 10 estaban escritos en castellano, 2 en euskara y 1 en inglés.

Nuestra enhorabuena a todos ellos y comentar que estos microrrelatos serán publicados en este blog a finales de julio.



 3 comentarios




 

Tiempo de crisis – Krisialdia

25 de junio de 2012 por Gaupaseitor

 3 comentarios

Los pantalones tenían varias manchas de esas negras imposibles de lucir, pero por la parte de abajo, así que los pude reciclar un año más. Tirando de lavadora, con tres pantalones y cuatro camisetas me voy apañando.

Este año no he cogido abono, aunque ya me han conseguido una entrada para el día siete, ese día es intocable. Al no cogerlo, me ahorro además el dinero de las bebidas y el de la merienda de los toros.

El día seis almorzamos en la peña, cada cual trae algo de casa y así nos sale mejor de precio.

Este año la comida de la cuadrilla que hacemos cada año el día diez no será en un asador cercano a lo viejo, sino también en la peña. Al fin y al cabo también comeremos bien, aunque bastante más barato. Lo importante es juntarse.

Una ensalada y lomo con pimientos y patatas es nuestro menú. Miramos a los de alrededor, una ensalada templada con gulas y gambas y unos solomillos al roquefort les esperan. Algo parecido teníamos nosotros hace un par de años, antes de que la crisis se cebase con nuestra cuadrilla. Dos amigos decidieron marcharse, pero otros tres nos resistíamos a irnos. Estaremos de otra manera, pero estaremos, nos dijimos.

Tras la comida aparecemos a la salida de las peñas, vamos un poco menos borrachos que en otras ocasiones, pero bastante más limpios.

Por el camino cogemos unas litronas en un chino. ¡A nuestra edad y haciendo botellón!, comentamos.

Después de pasar la tarde noche con la charanga, aunque con ganas de mucho más, me vuelvo para casa antes de que se me escape alguna lágrima.

Antes de enfilar el camino hacia casa veo a unos amigos que entran de nuevo al comedor de la peña con bolsas, tienen cena de empresa, ¡qué más quisiera yo que tener ese tipo de citas!

También me despido del beltza que siempre hacía el agosto conmigo, aunque hoy se va de vacío; no le he comprado nada.

Al día siguiente voy al encierro, pero después no tomaré el típico almuerzo. Lo haré en casa, a la vez que sigo convenciendo a mis hijos que ahora hay demasiada gente en las barracas, y que es mejor esperar a ir al día quince, que además es el día del niño. (Y las atracciones más baratas, pienso para mí).

…………………………………………………………………………………………………………………………………………………..

(Dedicado con cariño a toda esa gente que a consecuencia de la crisis, tendrá que vivir unos sanfermines diferentes a los de otros años).



 3 comentarios




 

Estadísticas del Certamen

22 de junio de 2012 por festix

 16 comentarios

Tras la publicación de los diez finalistas, os presentamos los datos de esta IV edición:

Participación: 471 personas con sus correspondientes obras.

Procedencia: 21 países, desglosados de la siguiente manera:

Cantidad Porcentaje
España 394 83,65%
Argentina 19 4,03%
Colombia 11 2,34%
México 10 2,12%
Perú 9 1,91%
Venezuela 5 1,06%
Chile 4 0,85%
Uruguay 3 0,64%
Brasil 2 0,42%
Estados Unidos 2 0,42%
Francia 2 0,42%
Alemania 1 0,21%
Australia 1 0,21%
Bolivia 1 0,21%
China 1 0,21%
Costa Rica 1 0,21%
Cuba 1 0,21%
Guatemala 1 0,21%
Irlanda del Norte 1 0,21%
Israel 1 0,21%
República Dominicana 1 0,21%
Total Admitidos 471

 

Desglose de España por provincias:

Cantidad Porcentaje
Navarra 130 32,99%
Madrid 62 15,74%
Barcelona 20 5,08%
Alicante 15 3,81%
Valencia 15 3,81%
Vizcaya 13 3,30%
Málaga 11 2,79%
Zaragoza 8 2,03%
A coruña 6 1,52%
Baleares 6 1,52%
Guipuzcoa 6 1,52%
La rioja 6 1,52%
Sevilla 6 1,52%
Valladolid 6 1,52%
Álava 5 1,27%
Albacete 5 1,27%
Castellón 5 1,27%
Jaén 5 1,27%
Cádiz 4 1,02%
Granada 4 1,02%
Guadalajara 4 1,02%
Huelva 4 1,02%
Pontevedra 4 1,02%
Toledo 4 1,02%
Almeria 3 0,76%
Burgos 3 0,76%
Cantabria 3 0,76%
Girona 3 0,76%
Murcia 3 0,76%
Tarragona 3 0,76%
Asturias 2 0,51%
Cáceres 2 0,51%
Ciudad Real 2 0,51%
Las Palmas 2 0,51%
Palencia 2 0,51%
Tenerife 2 0,51%
Segovia 2 0,51%
Teruel 2 0,51%
Badajoz 1 0,25%
Ceuta 1 0,25%
Córdoba 1 0,25%
Cuenca 1 0,25%
Huesca 1 0,25%
Salamanca 1 0,25%
Total España 394

 

Idiomas:

Cantidad Porcentaje
Castellano 461 97,88%
Euskera 5 1,06%
Inglés 5 1,06%
Total Admitidos 471

 
Ahora lo que nos queda es preparar y disfrutar a tope de los Sanfermines.



 16 comentarios




 

Completando el cuadro de relatos finalistas

21 de junio de 2012 por joseba

 2 comentarios

Con esta entrega de hoy, completamos la publicación de los diez relatos que han configurado el cuadro de finalistas de la IV edición del Certamen de Microrelatos organizado por este blog.

NOVENO CLASIFICADO
”ÉPIKO”, de Ramón Zarragoitia Mezo

Apenas las seis y el sol ya bruñe la bahía de Osaka.
Subamos a la Torre Namba. Penúltima planta. Departamento 1613. Un minúsculo salón. Televisión encendida. Futones verdes. Blu-Ray. «PAUSE».
Saigō Takamori es el último guerrero imperial Japonés. Mientras el resto de su familia duerme, luce de rodillas la indumentaria de las grandes ceremonias: anchos pantalones Hakama; chaqueta Kataginu gris con el blasón de su linaje bordado en oro; brillante Nihontō…
Vemos también una mesa baja de madera lacada. Contiene un periódico concienzudamente enrollado y un pañuelo de seda roja, que el guerrero dobla ahora en diagonal y se anuda sobre la frente. Por último, musita dos extraños mantras acabados en “Fermín”.
«PLAY». En la pantalla aparece gente corriendo. Visten de blanco. Son perseguidos por una manada de búfalos (al menos lo parecen) con los cuernos extraordinariamente puntiagudos. Casi todos hombres; locos occidentales.
Una joven voz interrumpe la solemnidad del momento:
-Padre, ¿estás bien? -Se trata de Yoshio, su único hijo; el heredero de toda la estirpe- ¡Estás llorando!,… nunca antes te vi hacerlo.
El rostro de Saigō Takamori no refleja tristeza, sino orgullo. Sus palabras nos desvelarán el motivo:
-No vamos a desaparecer.
Señalando el televisor, añade:
-Los Samurai aún existen.

DECIMO CLASIFICADO
”LA VISITA”, de Abel Azcona Marcos

Atravieso el portal y abro la puerta. Recorro el pasillo y giro a la derecha. Allí está. Frente a mi. Está guapo. Mis amigos nos saben que vengo a verlo. De hecho, me dirían que estoy mal de la cabeza. No le pido nada ni le ofrezco nada. Hoy tiene los ojos brillantes, como si estuviera pensando “Ya falta menos”. Mi abuela me acompañaba a visitarlo cuando era pequeño, hace pocos años. Me gusta mirarle, ver su piel morena y su mano, que parece que quiera saludarme. Vibra el móvil en mi bolsillo pero no cojo, no es un lugar para ponerme a hablar por teléfono. Me siento un rato, y pienso en el día siete, estará vestido diferente quizás más elegante aunque a mi me gusta a diario. Más cercano, más sencillo. Me despido de él, le mando un beso y le susurro un “Te veré pronto”. Quedan pocos días. Estoy nervioso. Salgo de su casa y miro el móvil, era un amigo. Le llamo.
-¿Porqué no has cogido?
-Estaba ocupado
-¿Con quién estabas?
-Con Fermín
-¿Quién es Fermín?
-Un amigo.



 2 comentarios